4 de abril de 2010

Cuando miras a Dwarf Fortress, Dwarf Fortress te mira a ti

Me estoy planteando empezar a jugar a Dwarf Fortress, un videojuego independiente que simula una civilización enana. El juego no tendría nada de especial si, no sé, por ejemplo, no estuviera hecho completamente en ASCII, tuviese un objetivo concreto que conseguir para ganar y dejar de jugar o no pareciera alcanzar los niveles de complejidad de una creación divina. Vamos, esas cosas que hacen que me tome la molestia de empezar a jugar a un juego, yo, que hace siglos que no juego a nada que no implique relacionarse socialmente en modo multijudador, echarse unas risas con el ser humano de al lado (Little Big Planet, Rock Band, Left 4 Dead, partidas en LAN...). Pero es que esto es diferente. Puedes saborear en el paladar, sentir en las venas cómo vuelves atrás en el tiempo a aquella época donde la informática aun estaba surgiendo y algún nerd encerrado en su sótano gastaba horas y horas de su vida programando el juego total, el juego que lo abarcara todo. Sobre enanos cavando túneles.

Sin embargo desalienta echar un vistazo a todo lo que debería uno leer antes para adquirir las bases necesarias para empezar a jugar: manuales, tutoriales, consejos, wikis, videos...

Wiki
Indecisive's Illustrated Tutorial
The Complete and Utter Newby Tutorial for Dwarf Fortress

Principales culpables de que conozca y me apasione ante la idea de perderme en semejante abismo de símbolos y estadísticas:

Roburky’s Dwarf Fortress Diary

Si en una semana no he dado señales de vida, llamad a los bomberos.

No hay comentarios: