31 de mayo de 2016

The Midgetz: la banda de gangsters enanos que nunca existió

Para redactar este artículo me encuentro con un problema lingüístico. Es el siguiente: ¿cómo prefieren que les llamen esas personas a las que coloquialmente, cuando no hay ninguno cerca, llamamos "enanos"? ¿Acondroplásicos? Encuentro un poco feo referirse a un colectivo o una persona por su anomalía o enfermedad, sobre todo con semejante nombre. ¿Pequeños? ¿Gente pequeña? He oído a algunos de ellos usar estos términos pero me parecen poco explícitos e incluso condescendientes, quizá sólo corrientes en latinoamérica.

Tengo un problema lingüístico porque este artículo, sí, lo voy a decir, aunque sea entrecomillado, va de "enanos". Y no me gustaría ofender a ningún lector, menos aun cuando yo mismo he sufrido en mi vida problemas con el tema de la estatura.

The Midgetz son una de esas creaciones artísticas accidentales que suceden cuando un artista va por ahí explorando a ver qué pasa, qué se encuentra. El fotógrafo Jason Jaworski iba deambulando por los bajos fondos de Manila y acabó teniendo como compañía a un grupo de individuos con enanismo. Al enterarse de que venía de Los Ángeles y al ver su equipo acabaron convencidos de que Jaworski era un director de Hollywood y quisieron montarle un buen espectáculo. Ensamblaron para él una banda ficticia de gangsters (gangsters enanos, toma nota, Hollywood, te lo ruego) y se dedicaron a rondar con él pegando tiros, incendiando coches y posando para su cámara como matones o incluso travestidos.

Estas fotos forman parte del proyecto "Labyrinth", publicado en forma de libro/fanzine y de juego de postales. Si deseáis comprarlos lo tendréis difícil porque parece que está agotado en todas las editoriales.








Fuentes: 

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me gustaría mucho saber si alguno de tus lectores es enano. En serio. Seria un bonito azar. Quizás todos tus lectores son enanos.

Oruga dijo...

No sé si serán enanos, pero estoy seguro de que todos mis lectores son gente muy culta, aseada, y con buen gusto en el vestir.